lunes, mayo 01, 2006

Work in progress

[Contratapa de “Los estantes vacíos” de Ignacio Molina]

Los quince relatos que conforman Los estantes vacíos construyen su propio campo de exploración narrativa. Primero, un registro: realista, pero de modo tal que la realidad de referencia es aquella a la que se accede desde el interior de los cuentos. Luego, un territorio, que son aquí la ciudad y sus suburbios, reconocibles y entendidos más como condición de posibilidad de la experiencia vital de sus habitantes que como laboratorio sociológico. Por último, un abordaje, un tono que Molina sabe moldear para guiar a sus obras hacia un punto donde el énfasis ya no está puesto sobre la trama, sino sobre las tensiones nacidas de un lenguaje puro y sus filtraciones.
El procedimiento de Ignacio Molina consiste en sorprender a los personajes de sus cuentos con una certera incisión sincrónica en el devenir de sus subjetividades y exhibir al lector las revelaciones emergentes. El resultado que se trasluce en Los estantes vacíos no es un conjunto de inalterables dioramas en suspenso, sino el fluir de una poética nacida de la cotidianeidad.

37 comentarios:

gz dijo...

¿Es un poco austera? ¿Debería ser, de manera ostensible, más laudatoria? ¿Es lo suficientemente confusa?

Molina dijo...

No sé, demasiado laudatoria quizá. Pero a mí me enganchó: lo voy a leer.

Molina dijo...

Y me gusta que contenga las palabras: experiencia, tensiones, poética, suburbios.

nikita dijo...

Compro. Es el único que me falta para completar la biblioteca Entropía.

gz dijo...

No se apresure a comprar nada, Nikita, nuestros imprenteros están trabajando con el interior de este libro, pero todavía no les entregamos la tapa. Lo que nos detiene es este texto de contratapa, para el cual estamos recolectando feedback, a ver si nuestro marketing está tan afilado como imaginamos.

gz dijo...

Y de las ciento setenta palabras del texto de contratapa, al autor del libro le gustaron cuatro.
No está mal.

minguita dijo...

mmm.. me aventuro! suena revelador

ignacio m dijo...

Ojo, Gzal, también me gustó: campo de exploración narrativa.
El texto me gusta en general, y con ojo crítico hago dos observaciones pavas: se repite la palabra "nacida", y creo que en vez de "cotideaneidad" es "cotidianidad".
Si la idea es feedbakearla, podrían dejala también mañana ya que hoy en feriado pocos tuvieron ocasión de bloguear.

Nikita y Minguita, son casi todo, espero sus lecturas.

nikita de shopping dijo...

Compro! (ahora es metáfora). Es decir: nunca entiendo las contratapas. Pero compro igual. A veces por el color, otras por la foto de la solapa. A veces tan sólo por cuatro palabras. Las cuatro elegidas por Molina me gustan. O sea, compro, aunque Gzal no me deje.

gz dijo...

“Nacida” dos veces; el riesgo de subir draft versions, claro. Bien que podrían volar ambas.
Con "cotidianidad" la RAE le da la razón, Molina.
Nikita, esta contratapa no es que no se entienda, es que es incomprensible. Pero vendedora, en este caso.

minguita dijo...

mm, la idea de cotideaneidad, o como se diga, me parece bien. aunque problemática, no se si el resultado es que nazca algo.
mas me atrae el devenir revelador o el suspenso buaaa

Nikita la femme dijo...

No, no, soy yo lo que nunca entiende, Gzal.
Y claro, Molina, que vamos a leerte, y seremos millones.

minguita dijo...

nose preocupe que yo tampoco entiendo, y el color siempre garpa.
yo tambien me le animo! arriba los corazones una compradora más!

smd dijo...

Olvídense todos.
Esta contratapa recién va por el paso 3 de los 12 que necesita para convertirse en algo publicable.

Loli dijo...

Grumpy!!!!!!!!

so long no see!

smd dijo...

"So long, farewell, auf Wiedersehen, good night.
I’d like to stay and taste my first champagne", as Julie used to say.

F. Levín dijo...

Si es por feedbackear, me sumo: "experiencia vital" no me gusta, menos cuando me gusta más lo que quedaría: condición de posibilidad de sus habitantes.
Incluir "laboratorio sociológico" solo para decir que no es eso, me parece un poco retorcido.
Primero dice Molina, después Ignacio Molina. Tal vez podría ser al revés, así vamos entrando en confianza de a poco.
Y la palabra "dioramas", que también aparece para desdecirse, me produce un sueño irremediable.
Más allá de eso, Compro. Si es que Molina no me lo regala.

Nikita dijo...

Levín, siempre agudo usted. Tengo otro libro de Calveyra para prestarle. Se lo merece.
Mi aporte: "certera incisión sincrónica en el devenir de sus subjetividades". Terminé de leer la frase y me agoté.
Esto del work in progress puede resultarles peligroso.

Molina dijo...

no seas garronero Levín, si no lo comprás vos... Además, no te lo podría regalar porque no son míos. Amasá.

Nikita: nos conocemos? quién sos?

nikita se desenmascara dijo...

Molina, te hice merecedor de autobombo y no me reconocés! Después no llores, eh?

Molina dijo...

Ahora sí, Nikita. Es que estabas muy enmascarada. Y "de shopping" y "la femme" me despistaron aún más. Ahora sí, podré volver a llorar.

Luz dijo...

No conincio con levín con lo de "laboratorio sociológico": aunque se niegue, establece que no se trata de hacer sociología sino contar experiencias. Es una buena distinción. De acuerdo con lo referido a autor: primero nombre completo, después Molina.

No me gusta la palabra "resultado" en la última frase. Todos pondríamos resultado para concluir la sumatoria.

No entiendo que serían "inalterables dioramas en suspenso" , menos su negación; pero apoyo la inclusión de una palabra como diorama. Preferiría que la conclusión afirmara de una lo de "poética de la cotidianidad". Tal vez exista una mejor manera de decirlo, más dioramítica.

gz dijo...

Sólo parece haber consenso en que primero tiene que decir ”Ignacio Molina“ y después “Molina”.
Cierto, esto del feedback es paralizante.
Así las cosas, este libro no sale más.

Nikita periodista dijo...

Lo de Ignacio Molina primero, Molina después, es una regla periodística. Me lo enseñaron en Tea, lo que es toda una garantía.

ignacio m dijo...

Desde mi punto de vista, el primer párrafo, o sea un 70% del texto, está impecable, no hay que modificarlo (excepto sobre el "molina" o "ignacio molina", aunque hay que tener en cuenta que la regla que correctamente expone Nikita periodista bien podría no regir para este texto no periodístico, ya que uno, al leer la contratapa, ya sabe de quién se está hablando, o sea quién es ese "molina", a no ser, claro, que el librero haya acomodado mal el libro sobre la mesa o que al sacarlo de los estantes el azar quiera que uno justo lea primero la contratapa, entonces sí tendría que dar vuelta el libro para fijarse a quién se está haciendo referencia) Y al restante 30%, al menos yo, no lo veo tan mal.

Nikita belicosa dijo...

Y si el lector/comprador/fan de molina sabe quién es ese Molina, ¿para qué agregar "Ignacio" la segunda vez?
Además, yo suelo leer primero las contratapas. Aunque no soy parámetro, claro. Sólo quiero aportar porque estoy aburrida en el trabajo.

minguita dijo...

a pense que ya habian dejado todo esto.
pero coincido en que los resultados para las conclusiones no suman. eso fue lo que se dijo?
ayer a mi me gustaba la cotidianidad también

autobombo dijo...

Es verdad, me retiro por un tiempo. Nikita

Molina dijo...

Nikita: tu belicosidad fue hacia mí? se debió a que entendiste que mi comment había sido belicoso? Bueno, nada más alejado de la realidad. Sólo que me extendí un poco en la observación porque, bueno, yo también estoy aburrido en el trabajo. Y con respecto a "fans de Molina" mmm, me suena medio a cachada. Volvé a aportar Nikita, con tu nikname.

Luz dijo...

no se paralice gzal, qué más quiere que tener
correctores y estudio de mercado sin costo
antes de salir.

Nikita aclara dijo...

No, no todo lindo con usted Molina. Me retiro porque el profesor Llach presenta unos libritos de poesía. Aunque tal vez me retire por un tiempo más largo, ya no hay más para aportar, tan sólo esperar los estantes vacíos.

gz dijo...

¿Por qué nos odia el usuario anónimo?

Una última aclaración: en nuestras contratapas, lo primero que se lee, arriba, es el título y el autor, lo que zanja cualquier duda desde el vamos.
Bien, atesoraremos todos estos comentarios, y los articularemos en un proficiente canon para contratapas (de Ignacio Molina).

Molina dijo...

Yo lo dejarìa asì, eh, tranquilamente.

Luz dijo...

Censura al usuario anónimo, ya!

gz dijo...

Ahí ya lo liquidamos, Island.

Pilar dijo...

Creo que es un lenguaje demasiado barroco. Si fuera un lector curioso que ronda por librerías y busca, entre muchos, algún libro que lo atrape; me cansaría tratar de entender, releer para desentrañar las palabras.
Pero no lo soy. Simplemente vine a visitar a Molina, y me sentó frente a la compu para opinar sobre los avances de la contratapa.

gz dijo...

Ay, ahora ya es tarde, Pilar, esa barroca contratapa está en manos de los señores entintadores.